Reinan 'coyotes ' en la JFCA

Reforma, 09/01/05

Autoridades reconocieron que los más de 112 mil conflictos laborales sin resolución en la JFCA han propiciado la creación de ‘cárteles del litigio’.

En México hay más de 112 mil conflictos laborales sin resolución en la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje (JFCA), lo que ha propiciado la formación de cárteles del litigio que aprovechan para obtener millones de pesos en ganancias, según las propias autoridades y especialistas. “Es una lamentable realidad que en esta ciudad capital, como en diversas entidades federativas, existan verdaderos cárteles de litigio que industrializan la práctica profesional, particularmente cuando se trata de demandas a grandes empresas e instituciones públicas”, afirmó Miguel Ángel Cantú, presidente de la JFCA.

Las demandas sin resolver en 2003 eran 106 mil, y en 2004 llegaron a 112 mil. “El escenario se complica cuando no hay recursos y se cuenta con una planta laboral de mil 700 personas a nivel nacional, contando área administrativa y abogados de oficio”, dijo. La enorme cantidad de casos provoca que diversas firmas de abogados concentren de 2 mil a 3 mil demandas, de las cuales la mayoría son contra el IMSS, Pemex y ferrocarrileros, lo que implica una jugosa cantidad de dinero, detalló. “Cierto es que no es un delito que los abogados se dediquen a resolver estos casos, pero su acción frena la conciliación”, afirmó Ángel Cantú.

Para abogados laborales la incapacidad de la JFCA ha provocado que los litigantes deshonestos hagan de las suyas. “Lo que representa esta cantidad es el enorme negocio que significa este atorón de juicios que hay en la JFCA… estamos hablando de cientos de miles de millones de pesos. “Esto se conjuga con los actos de corrupción que persisten en el tribunal, lo que es aprovechado por los cárteles de litigio o “coyotes”, expresó Hugo Italo, presidente de la Comisión Laboral de la Cámara Nacional de Comercio de la Ciudad de México (Canaco) y doctor en Derecho.

Luis Manuel Guaida, presidente de la Cámara Americana de Comercio, aseguró que la JFCA no cuenta con un presupuesto adecuado para sacar adelante sus tareas de manera óptima y advierte que esto dificulta que la justicia se imparta con equidad.